Siempre a habido un conflicto en mi. Desde muy pequeño era el típico niño rebelde, contestón y movido. Pero a medida que me iba haciendo mayor estos calificativos se fueron transformando en otros como ira, miedo, rabia, inseguridad… Y todas las decisiones de mi vida las tomaba en base a estas emociones. Hasta que un día me sucumbieron y debido a situaciones externas y hechos totalmente neutros, mi mente entro en colapso. Eso significa que tuve una gran crisis existencial acompañada de mi amiga la depresión. Entonces empiezo el camino mas maravilloso que puede hacer una persona en esta vida, el camino del autoconocimiento. Desde entonces intento transmitir lo que he aprendido y voy aprendiendo, por si a alguien le puede ser de utilidad.